Bookmark and Share

EL CINE Y SU MÁXIMA FIESTA
Los ganadores del Oscar
Fecha de Publicación: 23/02/2009 | Música, Internet, Cine & TV

La película Quieres ser millonario se convirtió anoche en la gran ganadora de la 81º edición de los Premios Oscar, en una ceremonia dinámica y más breve de lo habitual.

El filme dirigido por Danny Boyle y rodada en la India se quedó con ocho estatuillas en las categorías mejor película, director, guión adaptado, montaje, banda de sonido, canción original, montaje de sonido y fotografía.





Hollywood y Bollywood, la industria de cine de la India, nunca estuvieron tan cerca como anoche, y Quieres ser millonario fue la responsable de ese encuentro.

Actores premiados. Kate Winslet cumplió con los pronósticos y se quedó con el Oscar a la mejor actriz, mientras que Sean Penn ganó como mejor actor por su trabajo en Milk.

Después de varias nominaciones, la protagonista de El lector pudo alcanzar la primera estatuilla dorada de su carrera por su papel de Hannah, una mujer que es acusada por crímenes cometidos en un campo de concentración.

Winslet no ocultó su emoción y frente al micrófono confesó que desde niña soñaba con ese momento y practicaba su discurso de agradecimiento.

Sean Penn, por su parte, se llevó el segundo Oscar de su carrera por su interpretación del activista gay Harvey Milk, y aprovechó para pedir por la igualdad de derechos para las personas homosexuales.

En las categorías de actores secundarios, Penélope Cruz y Heath Ledger hicieron historia, ella por ser la primera española en recibir un Oscar y él por su estatuilla póstuma, la segunda que entrega la Academia en toda su historia.

Penélope ganó por su actuación en Vicky Cristina Barcelona y siguió así los pasos de su pareja Javier Bardem, que el año pasado recibió la misma mención.

¿Alguien se ha desmayado aquí alguna vez? Probablemente yo sea la primera, dijo la actriz, que no pudo ocultar la emoción cuando escuchó su nombre en el Teatro Kodak.





En su discurso, Pe agradeció al director manchego Pedro Almodóvar por haberla hecho participar de tantas aventuras. Sin dudas, el cineasta fue fundamental para que la carrera de Cruz alcanzara la consagración en Hollywood, luego de varios papeles olvidables de la actriz. Por último, eligió cerrar su discurso en español y dedicarlo a todos los actores españoles.

Poco para Benjamin. A pesar de tener 13 nominaciones, El curioso caso de Benjamín Button sólo alcanzó tres estatuillas, convirtiéndose así en la gran perdedora de la noche.

El filme de David Fincher recibió distinciones en dirección artística, efectos visuales y mejor maquillaje, un premio casi cantado dado las increíbles caracterizaciones de Brad Pitt para las distintas edades de su personaje.

Otros premiados. En la categoría mejor película animada, la ternura de Wall-E logró imponerse a la diversión de Kung Fu Panda y a la innovación de Bolt.

La mejor película extranjera fue la japonesa Departure y en la categoría documental se impuso Man on Wire.

Punto a favor. Hugh Jackman fue esta vez el encargado de la conducción del evento, cortando la tradición de cómicos que pasaron por el escenario del Teatro Kodak para entretener a los nominados mientras aumenta la ansiedad por los resultados.

El protagonista de Australia mostró estar a la altura de las circunstancias, logrando mantener el ritmo en una ceremonia más dinámica de lo habitual.

Fuente: La Voz del interior


Envíenos sus comentarios
*Nombre 
E-mail 
*Título descriptivo
*Comentario 
¿Desea que su e-mail sea publicado?
 
* Campo de llenado obligatorio

 

Asaltan a una anciana de 87 años
El desvelo oficialista: superar los 40 puntos y evitar el ballottage
El Intendente hizo aclaraciones sobre una sociedad que integra
Mujer sufrió salvaje asalto
Otro detenido por intento de robo agravado

¿Cuáles son, por país, las sociedades más positivas del mundo?
¿Es lo paranormal solo otra forma de lo normal? una aproximación desde la antropología de la conciencia
¿Exportó la tierra la vida a otros planetas? (sobre la litopanspermia)
¿Jesús estaba casado?
¿Libertad? ¿albedrío? lo más probable, según la neurociencia, es que no tengas ninguno de los dos